Cargando...
Estás en:  Portada  >  Asia y Oceania  >  Artículo

Los países árabes vetados por Trump piden una revisión del decreto antimigración

Por   /   Martes, 31 | enero | 2017  /   2 comentarios

Los siete países árabes incluidos en el decreto antiinmigración de Donald Trump que veta la llegada de sus ciudadanos a Estados Unidos han comenzado a levantar su voz contra esta medida y solicitar al presidente estadounidense que revise su decisión. 

El Parlamento iraquí, durante una sesión

El Parlamento iraquí, durante una sesión

 

Una de las primeras y más sonadas respuestas ha llegado desde el Parlamento de Irak, un país cuyos ciudadanos, junto a los de Irán, Siria, Libia, Somalia, Sudán y el Yemen, no pueden viajar a Estados Unidos desde el pasado sábado. La cámara de este país pidió a su Gobierno actuar con reciprocidad ante el veto temporal y votó unas recomendaciones presentadas por la Comisión parlamentaria de Relaciones Exteriores, según un comunicado de la presidencia del Parlamento. Las recomendaciones son:

“actuar con reciprocidad con EEUU; pedir a la ONU, las organizaciones internacionales, la Liga Árabe y la Organización para la Cooperación Islámica que adopten una postura firme y tomen medidas sobre este asunto; y exigir al Congreso y a la Administración estadounidense que revise esa decisión”. 

El Ejecutivo iraquí solicitó al presidente estadounidense que revise el veto temporal y lo calificó de “decisión equivocada”, a la vez que aseguró que el “verdadero deseo de Irak es reforzar la asociación estratégica entre los dos Estados y aumentar los horizontes de cooperación” en todos los ámbitos. Dentro de la lucha antiterrorista, mostró su “pesar y sorpresa”, ya que la medida llega en un momento en el que Estados Unidos está prestando apoyo al Ejército de este país en la campaña contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI) en Mosul.

 

Desde Yemen, el Gobierno de su presidente, Abdo Rabu Mansur Hadi, expresó su “descontento” por la orden ejecutiva de Trump y lamentó una decisión que “apoya las posturas de los extremistas y fomenta la segregación” a través de un comunicado. De la misma forma, pidió a Estados Unidos colaborar mediante  ”la interacción y el diálogo, y no construyendo barreras”. 

Por su parte, el ministerio de Asuntos Exteriores de Siria no se refirió directamente a la decisión del Gobierno estadounidense, pero sí reiteró un mensaje hacia los refugiados con origen en este país para pedirles que regresen a Siria, ya que el Gobierno está “listo para acogerlos y responder a sus necesidades”. 

La Organización para la Cooperación Islámica (OCI), un organismo internacional que agrupa a los estados de confesión musulmana, mostró su “gran preocupación” por el veto que afecta a ciudadanos de siete países musulmanes y, por tanto, miembros de esa institución. En un comunicado, la organización afirmó que esta decisión “aumentará los desafíos que tienen relación con los refugiados” y “supone un gran daño y una injusticia para las personas que huyen de la persecución y de los estados en guerra”. 

“Estas acciones discriminatorias aumentan las llamas del discurso extremista y refuerzan a todos aquellos que llaman a la violencia y al terrorismo”

La OCI aseguró que la organización “se esfuerza en cooperar con todos sus socios, incluido EE.UU., para combatir el extremismo y el terrorismo manifestado en todas sus formas”. 

 

Sobre el autor

Periodista de la Agencia Efe en Bruselas. Interesada en política, economía y asuntos europeos.

2 comentarios

  1. Periodismo Multimedia de Agencia dice:

    Muy buen trabajo Laura. He añadido la imagen destacada. Por lo demás, todo perfecto.

     
  2. Nora Cifuentes Alami dice:

    Lo de este veto tiene tela, tela. Muy buen artículo.

     

Deja un comentario

También te podría interesar...

seísmo Taiwán

Taiwán, 10 días después del terremoto

Abrir artículo →